Arroz blanco

Hacer un arroz blanco no es nada sencillo. Es muy fácil poner en una cacerola agua a hervir, un poco de sal y arroz pero tiene su aquel. Yo en concreto y en mi familia somos muy exigentes con los arroces. Mi hermano Javier es bastante friki de estos, le encanta (a parte que se le da muuuy bien) hacer risottos, paellas, arroces de conejo, de verduras, de marisco, arroces a la parrilla… pedidle lo que queráis y él os lo hará y tened por seguro que estará exquisito (¡sin presumir de hermano eh! ).

Pero centrémonos en el arroz blanco, ese sencillo acompañamiento que a lo largo de la historia nos ha acompañado en nuestro día a día y que a mi parecer es el mejor, incluso antes que las patatas fritas (si está bien hecho, claro.

De mi paso por Colombia es una de las cosas con las que más me he quedado. Allí el arroz blanco lo utilizan para todo acompañante de la bandeja paisa, frijoles, ajiaco, carnes… y es de aquí de donde saco mi “fanatismo” por el arroz blanco. En casa de mi amiga Marianne (mi vecina en Bogotá) hacían unos arroces blancos super ricos y siempre quería quedarme cenar y a comer allí (y eso que en mi casa cocinaban bien…) peeeeero en fin, no me voy a enrollar.

Aquí os dejo la receta de arroz blanco que en mi opinión sale brutal y no lleva más tiempo que cualquier otra receta de arroz blanco.

 

RECETA DE ARROZ BLANCO

Comensales: 2 personas 
Dificultad: Fácil
Tiempo: 30 Minutos

Ingredientes

  • 1 taza (de café) llena de arroz por persona
  • Dos ajos pelados
  • Aceite
  • Sal
  • Agua (El doble de tazas de arroz)

Utensilios necesarios

  • Una cacerola

Preparación

  1. Cubrir la base de la cacerola de aceite y poner a fuego medio-alto.
  2. Cuando esté caliente el aceite, echar los ajos y dorarlos. Cuando estén dorados retirarlos.
  3. Echar las dos tazas de arroz y dos pellizcos de sal. Rehogar un poco hasta ver que el grano de arroz coge un tono ligeramente amarillo – dorado.
  4. Echar agua (si hemos echado dos tazas de arroz, echaremos 4 tazas de agua).
  5. Poner el fuego a tope.
  6. Cuando veamos que ya no queda agua, bajar el fuego al mínimo y tapar la cacerola durante 10 minutos.
  7. ¡Et voilá! Ya puedes disfrutar de un riquísimo arroz blanco.

 

author-avatar

No hay nada más bonito que ver a las personas ser felices alrededor de una buena comida.

No Replies to "Arroz blanco"

    Leave a reply

    Your email address will not be published.

     

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies